Georgia O’Keefe sobre papel

pintura de acuarela en rojo, azul, amarillo y naranja

A partir del 9 de abril hasta el 23 de agosto, el Museo de Arte Moderno (MoMA, por sus siglas en inglés) de New York presenta Georgia O’Keeffe: To See Takes Time, la primera exhibición de la artista norteamericana enfocada en su obra sobre papel. En un mundo controlado por hombres, ella fue la primera artista a quien el MoMA le dedicó una retrospectiva en 1946.

En la selección de 120 piezas, se observa el uso de secuencias hechas en carboncillo, acuarelas y pasteles. Mediante esa repetición, ella exploraba desde los ritmos abstractos hasta los ciclos de la naturaleza: el carácter orgánico de los paisajes, al igual que la fluidez de sus abstracciones. Su singular manera de percibir y capturar los paisajes es evidente en una serie clave en la exhibición Evening Star (1917); su lectura del cielo texano –precursor del de Nuevo México–, reflejado en luminosas acuarelas donde aparecen las espirales, elemento recurrente en toda su obra. En esta serie se puede apreciar la progresión de una idea según O’Keefe.

MoMA

11 West 53 Street

NYC, NY 10019

www.moma.org

pintura de una orquídea
dibujo al carbón sobre papel
Compartir