Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Cocina Mediterránea con alma dominicana: Alegría en Altos de Chavón

plano exterior del restaurante casa de campo alegría

Ubicado en el centro de Altos de Chavón en Casa de Campo, encontramos uno de los restaurantes más exclusivos de la República Dominicana, Alegría. Con una decoración cautivadora y excelentes vistas del Rio Chavón, este recinto de lujo es un verdadero tesoro gastronómico que cobró vida recientemente en manos del Grupo Conuco. A cargo de la cocina se encuentra el chef español Javier Cabrera, merecedor de una estrella Michelin por su propuesta en el restaurante Els Brancs, un reconocimiento que solo se le otorga a los restaurantes de alta calidad que han alcanzado una excelencia culinaria.

La oferta culinaria de Cabrera combina la riqueza de la cocina del Mediterráneo con el alma dominicana, dándole un enfoque moderno y vanguardista. Con sus platos, el chef fusiona perfectamente diversos sabores y técnicas, utilizando ingredientes de temporada y locales.

El chef Javier Cabrera, merecedor de una estrella Michelín, está a cargo de la oferta culinaria

En el restaurante Alegría, Cabrera fusiona la riqueza culinaria del Mediterráneo con la esencia dominicana, dotándola de un enfoque innovador y vanguardista

Cabrera también es un defensor de la gastronomía sostenible y la utilización de productos ecológicos en su cocina. Su compromiso con la sostenibilidad y la calidad ha sido fundamentales para crear el exquisito menú de Alegría. Entremos en detalles, ya que Alegría ofrece una combinación única de sabores que tentará al más exigente de los paladares.

Allí encontrará una gran variedad de opciones, desde entrantes como la ensalada griega con queso feta y aceitunas, hasta platos principales como el churrasco de ternera con chimichurri y papas fritas caseras. Para los amantes de los mariscos más frescos, Alegría tiene desde camarones, almejas y mejillones, hasta cangrejos y langostinos. Además, el restaurante cuenta con una amplia selección de vinos y cócteles, que complementan a la perfección con el sofisticado menú.

comedor del restaurante Alegría

Uno de los platos que más disfrutamos fue el Socarrat de picaña de Wagyu, presentado con una deliciosa textura crujiente y un sabor único. También de exquisito y recomendable es el cochinillo deshuesado al estilo segoviano, acompañado con puré de manzana y arroz.

Entre las ofertas más livianas se destaca el tajine de pollo con cuscus, ciruela y plátano al caldero y el ceviche mixto que fue muy bien recibido en nuestra mesa. Si visita este agradable lugar no puede dejar de probar el Osobuco de cordero, cocinado durante 40 horas en su jugo y servido deshuesado, con chen chen cremoso de gandules, trocitos de aguacate y plátano maduro. ¡Un plato que es pura delicia!

foto de un plato de comida

La decoración del restaurante es un reflejo de su oferta culinaria, con un diseño mediterráneo que incorpora elementos y detalles que evocan la esencia de la cultura dominicana. La terraza al aire libre ofrece una vista impresionante de Altos de Chavón, lo que hace que la experiencia sea aún más memorable. El personal del restaurante Alegría es muy amable, atento y conocedor, dispuestos a brindar recomendaciones sobre el menú y ayudar a realzar aún mas la experiencia.

Si está de visita en Casa de Campo, el restaurante Alegría es una parada obligatoria para aquellos que desean probar una fusión culinaria única entre la cocina mediterránea y la cocina dominicana, en un ambiente hermoso y acogedor.

Cortesía del Grupo Conuco

Compartir