Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

De Playa Brava José Ignacio a Miami: El Parador La Huella en Amara at Paraíso

Hace más de 20 años que Martín Pittaluga, Gustavo Barbero y Guzmán Artagaveytia inauguraron el reconocido restaurante Parador La Huella, situado en Playa Brava José Ignacio, un pueblo de pescadores en el litoral sur de Uruguay, aledaño al mar Atlántico. Contrario a otros establecimientos de la zona, La Huella, que –comenzó con 100 cubiertos diarios y ha llegado a servir 1,000– fue nombrado entre los 50 mejores restaurantes de América Latina y el mejor restaurante playero por la revista Bon Appetit, mantiene sus puertas abiertas el año entero. Con lo que ha creado una clientela sólida que aprecia el que estén presentes, a pesar de la dureza que define el clima durante los inviernos en Punta del Este. 

Bajo el techo de paja de la sencilla estructura abierta al exterior, los comensales degustan platos que se caracterizan por la simpleza, calidad y sabor de sus mariscos y carnes, acompañados de vinos producidos en la cercana Bodega Garzón –con sus reconocidos tannats, merlots, pinot noirs, cabernets, albariños, pinot grigios, Sauvignon blancs–. Durante la temporada baja, La Huella implementa un programa itinerante que inició el año pasado con pop-ups en Bariloche, Salta y Córdova. La gira de 2024 incluye paradas en Cannes, Miami y Río de Janeiro. 

Durante tres días, del 21 al 23 de junio, el pop-up estadounidense de La Huella estarxá en el restaurante Amara at Paraíso, del premiado chef Michael Schwartz, situado en Wynwood. Schwartz impactó la dinámica culinaria miamense a partir de 2007 con del innovador Michael’s Genuine Food & Drink, en el Design District reconocido con un Babero Michelín; más tarde estrenó Harry’s Pizzeria. Al igual que los propietarios de La Huella, el vínculo con proveedores del área es de gran importancia para Schwartz. La relación directa con el restaurante uruguayo data de su participación como chef invitado a La Huella el año pasado cuando se sintió atraído tanto por la belleza del lugar como por el ambiente. Pittaluga expresa entusiasmo en cocinar junto Schwartz y su equipo en Miami: “Tenemos mucho en común con chef Michael Schwartz, a quien admiramos por su espontáneo espíritu latino, por su exigencia en ingredientes de calidad y su disposición a abrir puertas”. 

Replicando el estilo relajado de La Huella que tiene la parrilla al centro, el restaurante exporta su equipo liderado por la chef Vanessa González para ejecutar los platos emblemáticos que incluyen mariscos y carnes, apoyándose en el uso de ingredientes afines a la zona para entablar vínculos con la población local. 

Las cenas en las noches del 21 y 22 (7:30 pm, $250 por persona) ofrecen un menú de 4 tiempos que comienza con entremeses, entre ellos empanadas de camarón, tostada de caviar, tartar de pargo y gazpacho blanco; le siguen los entrantes, donde destacan la berenjena a la parrilla, la langosta al ajillo, el filete mignon y las mollejas al fuego. A la paella de pulpo con alioli como intermedio le sigue el plato fuerte: paleta de cordero asada. Entre los postres destacan el volcán de dulce de leche y el merengón, así como queso y membrillo. 

El menú para el brunch del domingo 23 (1:00 pm, $150 por persona) es más acorde a un horario temprano en el día: los canapés incluyen caviar, gazpacho, ceviche, pulpo frío y croquetas de morcilla. Le siguen empanadas de queso y calabaza, ensaladas griega o mixta y pinchos de camarón, chipirón y bife de chorizo (NY Strip). El intermedio consiste en un cocido de mariscos y cebada. El plato fuerte es un pescado a la parrilla con polenta y setas. La tradicional chaja uruguaya se distingue entre la selección postres que incluye tiramisú, mousse de chocolate y tarta de maracuyá.

La carta de bebidas incluye diversos cócteles: La Huella Tonic, Caipiroska, Caipi de maracuyá y Pirate Trade; las cervezas Monopolio clara y Monopolio IPA. Los amantes del vino podrán degustar una muestra de Garzón Reserva: Pinot Noir, 2023; Albariño, 2023 y Tannat, 2022. Todo indica que La Huella dejará un fuerte impacto durante sus días en Amara at Paraiso, Schwartz espera transcender las fronteras para “unidos celebrar la diversidad de sabores y culturas”, creando una experiencia inolvidable.

Amara at Paraiso
3101 NE 7th Avenue 
Miami, FL 33137

Puedes hacer reservaciones en Open Table, haciendo click  aquí.

Para más información, amaraatparaiso.com 

Compartir