Desde la Cima del Cielo con Juan Manuel Barrientos

Dentro del apasionante universo de la alta gastronomía, el nombre de Juan Manuel Barrientos brilla en la cima de la excelencia culinaria. Chef, empresario y filántropo colombiano, Juan Manuel, también conocido cariñosamente como Juanma, ha logrado forjar una carrera culinaria exitosa que no solo deleita paladares, sino que también tiene un impacto significativo en la sociedad. Su compromiso filantrópico ha elevado su trabajo más allá de los límites de la cocina, convirtiéndolo en un chef que cocina con el corazón.

El camino de Juanma hacia la cima culinaria comenzó a temprana edad. Criado en una familia que lo apoyó en la persecución de sus sueños, aprendió los secretos del negocio familiar mientras viajaba y trabajaba junto a su padre. Su deseo de explorar su creatividad lo llevó a un viaje culinario que finalmente lo convirtió en chef.

Después de estudios y pasantías en lugares prestigiosos como Arzak en España, regresó a Colombia para abrir su propio restaurante. Fue así como nació Elcielo, una cadena de restaurantes de alta gama que se ha expandido desde su sede en Medellín hasta ciudades como Bogotá, Miami y Washington, D.C. Cada uno de estos restaurantes se ha convertido en un referente de la gastronomía de vanguardia, llevando la esencia de la cocina colombiana a altos niveles de creatividad e innovación.

A medida que Juan Manuel Barrientos construía su imperio culinario, también sentía una profunda responsabilidad hacia su país y su gente. Su compromiso con la filantropía comenzó en 2007 con la creación de la Fundación Elcielo Para Todos, una organización que busca capacitar a exguerrilleros , soldados y víctimas de la guerra en el ámbito culinario. Esta iniciativa única no solo proporciona habilidades gastronómicas a aquellos que buscan rehacer sus vidas, sino que también promueve la reconciliación al poner a antiguos enemigos de la guerra a cocinar juntos.

La pasión de Juan Manuel Barrientos por la filantropía no se limita solo a Colombia, en los Estados Unidos, se ha unido a causas nobles como FindAWay4Kids, una organización sin fines de lucro que ayuda a niños en situaciones vulnerables en todas partes del mundo. Con el fin de recaudar fondos para esta bella causa, el próximo 29 de noviembre, Juanma será anfitrión de una cena íntima en su restaurante El Cielo Miami. Su corazón generoso y su deseo de marcar la diferencia en la vida de quienes más lo necesitan se reflejan en cada gesto y acción.

Con el propósito de adentrarnos en los detalles de sus múltiples proyectos y explorar con mayor profundidad la vida y visión de este excepcional hombre, realizamos esta entrevista exclusiva para la portada de S Revista. Aquí Juanma comparte con nosotros su enfoque creativo en la cocina, que ha transformado y expandido la gastronomía tradicional colombiana a nivel global.

¿Cuál fue el momento más desafiante en tu carrera culinaria y cómo lograste superarlo?

Las tres aperturas fueron desafiantes: abrir Elcielo Bogotá, Elcielo Miami y Elcielo Washington. En Bogotá, fue un desafío porque éramos nuevos, de otra cultura y una empresa tan pequeña de fuera de la ciudad abriendo en la capital. En Miami, fue difícil debido a la internacionalización del negocio. El dólar subió al doble de lo que costaba en Colombia, y no conocíamos la ciudad. Perdimos dinero durante 7 años. En Washington DC, fue un desafío porque construimos el restaurante durante la pandemia, lo que retrasó todo y no fue fácil. También, he experimentado cierres y fracasos que me han hecho un mejor ser humano y hombre de negocios.

¿Cuál es la historia detrás de la creación y fundación de la cadena de restaurantes Elcielo en Medellín, Bogotá, Miami y Washington, D.C.?

Elcielo es una empresa familiar. Mis padres, Juan Manuel y Gloria, apoyaron mis sueños más locos. Tras 15 años que se cumplen este mes de noviembre, hemos recorrido 4 ciudades en dos países, y estamos cerca de expandirnos a nuevas ciudades y países. Trabajé desde temprana edad junto a mi padre, aprendiendo de negocios internacionales. Al finalizar mis estudios secundarios, no lograba conectarme con una carrera específica, cambié de universidad y carrera varias veces. Buscaba algo creativo y descubrí el trabajo de Arzak y El Bulli, dos restaurantes cuyos creadores apelaban a la creatividad. Escogí la cocina como un arte donde podía expresarme de forma creativa. Me fui a Argentina a estudiar con Iwao Kominawa, luego regresé a la colegiatura de Medellín.

Me retiré antes de graduarme y me fui de pasantía a Arzak en España. En 2009, abrí Elcielo Medellín, en 2013 abrimos Elcielo Bogotá, en 2015 Elcielo Miami y en 2020 Elcielo Washington DC. En 2021, inauguramos el Hotel Elcielo en Medellín, y hace solo unos meses, Elcielo en el SLS South Beach. En Medellín, además, tengo otras marcas. Cada creación ha sido resultado de sacrificio, entrega personal, familiar y de mis empleados. Detrás de todo esto hay horas de trabajo, sueño y mucha pasión.

¿Qué nos puedes contar sobre tu experiencia en el programa Top Chef de Telemundo. ¿Sabías que te consideran como uno de los jueces más queridos de la competencia culinaria?

La primera temporada fue muy divertida, y la segunda fue más larga, pasamos más tiempo en el estudio. Fue una experiencia gratificante que nunca olvidaré, gracias al equipo de producción, los otros jueces, los participantes y, en general, agradezco a Telemundo por la oportunidad.

Este pasado mes de junio te ganaste nuevamente una estrella Michelín por el restaurante Elcielo en Miami. Cuéntanos cómo fue esa experiencia.

Renovar la estrella fue fenomenal, estoy muy contento de haber mantenido la de Miami por segundo año consecutivo. También logramos mantenerla en Washington DC. Esto no solo es importante para los restaurantes y la empresa, sino para todo el país. Cocinar con excelencia y mostrar nuestros ingredientes, preparaciones y sabores es fundamental.

Elcielo en DC fue el primer restaurante colombiano en todo el mundo en ganar una estrella Michelin. ¿Fue esto siempre parte de tus sueños/estrategia o una pura sorpresa que vino a través de tu dedicación y arduo trabajo?

Cuando la ganamos tras solo 5 meses de estar abiertos, no la estábamos esperando. Siempre hemos trabajado para dejar en alto el nombre del país. Igualmente, fue algo muy sorprendente gracias a mi tozudez, persistencia, mi familia (padres y hermanas), y a un equipo 100% colombiano, encabezado por el Sous Chef Sebastián Moreno, el Jefe de Servicio Angel Guillén y el relaciones públicas Pedro Mendoza Chadid. Ellos fueron mi apoyo y, junto a ellos, logré esa primera estrella.

Expertos aseguran que has revolucionado la cocina tradicional colombiana. ¿Para los que no han tenido el placer de probar tu cocina, ¿cómo haces para combinar innovaciones culinarias con tus raíces ancestrales?

Nosotros generamos nuevas recetas inspiradas en las tradicionales de todos los rincones del país, viajamos por los territorios, probamos los platos y experiencias. Viajamos por el país, y contamos historias mediante nuestra cocina creativa e innovadora. En mis inicios fuí criticado por usar como panes los panes tradicionales de maíz, yuca o tubérculos, en vez de los panes de origen europeo. Por innovar sobre recetas y técnicas tradicionales, por usar de forma novedosa frutas y nuestra despensa en general. Hoy veo a muchos colegas y nuevos talentos haciendo lo mismo y me siento muy afortunado de haber sido un pionero contra viento y marea.

Hablemos un poco de cómo integras las investigaciones en neurociencias con la creación de experiencias culinarias que estimulan todos los sentidos.

Nosotros hemos trabajado con muchas universidades, empresas de neuromarketing, para medir el efecto positivo que tiene en el cerebro cuando la gente está probando nuestras experiencias y hemos descubierto cosas maravillosas que han sido una inspiración para estimular aún más a los clientes con nuestros menús.

¿Cuáles son tus principales fuentes de inspiración para la creación de estas experiencias culinarias tan únicas?

Yo viajo por todo el mundo. Donde voy, como en negocios locales tradicionales, y también pruebo sus mejores restaurantes. Así me inspiro y veo qué está de moda en el mundo, qué es lo que el cliente quiere, cuáles son las tendencias de vanguardia. Eso mismo hace mi familia y equipo. Muchos de ellos viajan y estamos constantemente intercambiando ideas. Vemos como podemos aterrizar esas ideas novedosas, pero siempre inspirados en Colombia y su despensa. También, por supuesto, teniendo en cuenta los mejores productos locales que podamos encontrar en las sedes que tengamos. Para mí eso es filosofía GLOCAL, pensar global pero actuar local. Algunos platos de pescado los cocinamos con la mejor pesca del día que se encuentre en DC, Miami, Medellín o Bogotá y esto siempre va a variar.

Cuéntanos un poco sobre tu hija Azul ¿cómo ha influido su crianza en tu vida personal y profesional?

Azul es una niña muy linda, es la luz de mis ojos. Su educación está basada en la inteligencia emocional, su crianza se basa en la toma de conciencia. En que ella tome decisiones con libertad y con conciencia. Ella ha sido mi motor para los momentos más difíciles. Ha influido en mi vida profesional para inspirarme y motivarme a construir algo muy bonito de lo que mi familia vive.

El momento que estás viviendo con la modelo colombiana María Antonia Idárraga es una verdadera historia de amor y te agradecemos que la compartas con tus fans en los medios sociales. Como figura pública, ¿cómo haces para crear balance entre la intimidad de tu relación sentimental y el interés del público por estar al tanto de tu vida?

María A es mi prometida. Y aunque la gente nos vea en las redes sociales compartiendo nuestros viajes y momentos importantes, hemos tratado de mantener nuestra privacidad. Queremos que sea una relación en la que podamos preservar nuestra intimidad.

¿Cómo surgió la idea de proponerle matrimonio en el Mar Mediterráneo durante su viaje por Italia?

Para mí Italia es especial. Conocía todo el país de Roma hacia el norte. Nunca había ido al Sur. Yo cancelé un viaje a Croacia y a ella no le parecía, ella no sabía que le tenía de sorpresa el anillo y la proposición en Capri.

La filantropía siempre ha sido importante en tu trayectoria empresarial y de hecho he leído bastante sobre tu fundación El Cielo Para Todos, creada en 2007. ¿Cómo surgió la idea de capacitar a exguerrilleros y soldados colombianos, y a víctimas de la guerra?

Siempre he creído que uno debe devolver las bendiciones que recibe y desde que empezamos en Elcielo siempre quisimos ayudar a la gente. Primero empezamos con los soldados, con las víctimas, luego con los paramilitares y los ex guerrilleros. Comenzamos a enseñar cocina como nueva forma de empezar la vida tras la guerra de 50 años que ha azotado a Colombia, hicimos sesiones de reconciliación, pusimos a cocinar juntos a exenemigos en la guerra cocinando la paz de Colombia. Así nació la fundación hace 15 años. Hemos logrado beneficiar a más de 2500 personas. Hemos compartido esta experiencia en cumbres del premio Nobel de la Paz, en la Universidad de Stanford, hemos sido invitados a la Casa Blanca por el expresidente Obama, y la Universidad de Harvard, muchos periódicos y medios de prensa del mundo han reseñado esta experiencia.

Aquí en Estados Unidos también estás muy activo participando y apoyando a diversas organizaciones sin fines de lucro como FindAWay4Kids. ¿Qué nos puedes adelantar sobre la colaboración?

Así como he apoyado la fundación Elcielo, he apoyado otras causas sociales cocinando, participando de forma voluntaria y siendo anfitrión de eventos con fines filantrópicos. En este caso particular, con FindAWay4Kids haremos una cena en Elcielo Miami donde aportaremos donando nuestra labor para recaudar fondos y apoyar así el trabajo de esta fundación liderada por Lorena Perozo y Lawrence de George. La organización busca recaudar fondos en Florida y alrededor del mundo para ayudar a niños en situaciones vulnerables. Especialmente en Colombia están apoyando para cubrir sus necesidades básicas, supliendo carencias en áreas primordiales como son la salud, la educación y los alimentos.

Elcielo se ha expandido a varias ciudades y va más allá de los restaurantes, tienes ahora hoteles, productos, etc. ¿Cuál es tu visión a largo plazo para la marca y tu influencia en la gastronomía?

Mi visión personal como creador de Elcielo es que es una marca de lujo global que gira en torno a la hospitalidad. Donde tenemos Spa, Bar, Hotel, restaurantes, amenidades, muchas cosas incluso una línea de productos de decoración para el hogar, y otros proyectos que vienen en los próximos meses, donde estaremos dándole a la marca una experiencia de lujo de 360 grados alrededor de la hospitalidad.

Desde estas páginas le deseamos muchos éxitos a Juanma y te invitamos a que nos acompañes este próximo 29 de noviembre, en Elcielo Miami para celebrar en grande. Para más información visita esta página web. La historia de este excepcional ser humano es un recordatorio de que la cocina puede ser una poderosa fuerza para el cambio, un vehículo para la reconciliación y una expresión de amor. Con sus acciones Juanma nos demuestra que, en la vida, actuar desde el corazón es una receta de éxito que siempre nos llevará a la cima.

Fotografías: Juan Muñetón @juand1mp para Elcielo

Agradecimiento especial a Pedro Mendoza Chadid, Publicista del Grupo Elcielo @pedro.mendoza.chadid

Compartir